INTERPRETAR EN LA COMUNICACIÓN

padres-coach
Ser padre y ser coach
3 mayo, 2018

 Imagen relacionada

Un joven que se quedó sin dinero durante su viaje de vacaciones, mandó un telegrama a su padre:

‘Papá, mándame más dinero’.

Cuando el padre abrió el telegrama, se puso furioso. Llamó a su esposa y lo leyó en voz alta, en un tono cortante e imperativo:

¡Papá, mándame más dinero!’. Y protestó contra la insolencia de su hijo.

La madre, que quería protegerlo, tomó el telegrama y dijo:

– No lo dice así, querido. Escucha cómo suena.

Y leyó la frase en un tono cariñoso, respetuoso y suplicante.

– Ah, bueno…- respondió el marido -. Si me lo pide de esta manera, de acuerdo.

Le mandaré el dinero.

Muchas  veces, es mas importante como se dicen las cosas, que las cosas que se dicen.

Las palabras que decimos, pueden transmitir un mensaje. Pero el 70% de la información que recibimos en una conversación, corresponde al lenguaje corporal, al tono de voz, a los gestos de nuestro interlocutor, a las emociones que siente esa persona en ese momento y desde las cuales nos está hablando.

 

En este sentido el whatsapp es una fuente inagotable de problemas tanto por las interpretaciones que pueden hacerse de las palabras como por el hecho de saber en todo momento si la otra persona ha leído mi mensaje. En estos casos la mente dice… ¿si lo ha leído porque no me responde?¿si se ha vuelto a conectar, porque no responde? y no pensamos en que será porque no puede, no, pensamos “me está despreciando”

No podemos dejar nuestras emociones, y nuestras relaciones personales, en manos de una aplicación o al menos dejemos de interpretar cuando no disponemos del lenguaje corporal, gestual y del tono con el que es expresado un mensaje.

Dale mejor forma a tu comunicación y conseguirás mejores relaciones personales.

Mucho éxito y buena semana